Carolina del Norte es un encantador estado al sureste de los Estados Unidos. Es famoso por sus bravas costas y sus pueblitos, pero también por su inigualable belleza  natural. El oeste del estado es montañoso y accidentado, cubierto por la Cordillera Azul y los Apalaches. De hecho, los picos más elevados al este del río Mississippi están en Carolina del Norte.

En este artículo te contaremos más sobre las montañas de Carolina del Norte y sobre algunos de los senderos y lugares más famosos que puedes encontrar en este estado para hacer senderismo. Si estás listo para empezar tu nueva gran aventura al aire libre, entonces este artículo es para ti.

Un poco de historia

Los primeros habitantes de la región montañosa de Carolina del Norte fueron los nativos americanos, especialmente los Cherokee. La primera vez que los europeos hicieron contacto con los Cherokee en esta región fue en 1540, cuando el explorador español Hernando de Soto y sus hombres recorrieron las montañas en busca de oro.

Desde entonces la migración y asentamiento de los europeos se volvió mayor y más constante. Los Cherokees comerciaron con los blancos antes de mudarse hacia el oeste, y para los años 1770 se habían establecido los primeros asentamientos permanentes de los colonos. Entre estos primeros asentamientos coloniales de esta región en Carolina del Norte se destaca el condado de Buncombe.

El transporte y el acceso a las montañas de Carolina del Norte seguían siendo difíciles y peligrosos hasta 1827, cuando se completó el camino Highway. Este camino permitió conectar de forma mucho más segura la región montañosa de Carolina del Norte junto con Carolina del Sur, Tennessee y Kentucky.

Esta nueva y más confiable opción de transporte, junto con la explotación minera por de oro, permitió un crecimiento económico y poblacional nunca antes visto en toda la zona. Sin embargo, muchas partes de la región continuaron siendo muy remotas y sin poblar, y en las décadas siguientes y al inicio del siglo XX empezaron a constituirse como parques naturales o áreas protegidas.

Las montañas de Carolina del Norte

montañas de carolina del norte

La cordillera principal que atraviesa el extremo oeste de Carolina del Norte son los Montes Apalaches. Esta cordillera es una de las más antiguas del mundo, y tiene varias subdivisiones y valles que la atraviesan de lado a lado. Es la cordillera más importante del este de América del Norte, y se extiende desde Canadá hasta Alabama.

En Carolina del Norte los Montes Apalaches se encuentran dispersos entre dos sistemas montañosos principales: las Montañas Azules y las Montañas Humeantes. Es en este estado que se encuentra el pico más alto de todos los Apalaches: el Monte Mitchell. Sus 2037 metros sobre el nivel del mar lo coronan como el punto más alto de América al este del Mississippi, dentro y fuera de los Apalaches.

El parque nacional de las Grandes Montañas Humeantes

Una de las atracciones naturales más atractivas de Carolina del Norte es el parque nacional de las Grandes Montañas Humeantes (Great Smoky Mountains). Hay 150 rutas de senderismo dentro del parque, atravesando varios picos de los Apalaches.

Este parque nacional es el más visitado en los Estados Unidos, con más de 12 millones de visitantes cada año. Las cinco mejores rutas de senderismo dentro del parque son:

  • El Monte LeConte: este trayecto de 20 kilómetros ofrece todo tipo de vistas e incluso tiene un sitio para hacer camping en la cima y una cabaña para pasar la noche.
  • El circuito Spence Field: un trayecto cerrado de también 20 kilómetros, que ofrece panoramas increíbles en primavera entre las montañas. Tiene una elevación de alrededor de un kilómetro, así que es mejor ir bien preparado.
  • La ruta de los Apalaches (en el parque): este parque nacional contiene un tramo de casi 29 kilómetros de esta famosa ruta. También tiene una elevación de un kilómetro, por lo que es recomendable realizarlo en dos o tres días y disfrutar así de una noche al aire libre dentro del parque.
  • El circuito de Albright Grove: es una opción para principiantes. Tiene una elevación de medio kilómetro, y solo 11 kilómetros de extensión. Es famoso por sus edificios históricos salpicados en las montañas, lo que lo hace un trayecto inolvidable y original.
  • Chimney Tops: este sendero si se toma via Newfound Gap tiene una extensión de casi 17 kilómetros, por lo que es un desafío para realizar en un día completo. Es recomendable llevar suficiente agua para no deshidratarse en el camino.

¿Por qué la gente visita Carolina del Norte para hacer senderismo?

Carolina del Norte es famosa por sus rutas de senderismo. Los viejos Montes Apalaches no son tan altos y están cubiertos por grandes extensiones de terreno virgen, bosques, ríos y quebradas que son relativamente accesibles para el público general. Tal belleza natural ha motivado la aparición de grandes rutas de senderismo, y de hecho existe una oficina estatal para su mantenimiento y administración.

La asociación North Carolina Trails Program recoge y agrupa distintas organizaciones públicas y no gubernamentales, así como comités de voluntariado, para la gestión de las rutas de senderismo, equitación y nado en todo el estado. Fue creada en 1973 y hasta ahora existen 9 rutas reconocidas a nivel estatal.

Sin embargo, hay muchas más rutas de senderismo en Carolina del Norte. Varias son privadas o recorren terreno más allá del estado, adentrándose en los Montes Apalaches. A continuación te mostraremos algunas de las rutas de senderismo más importantes de Carolina del Norte:

La ruta de los Apalaches

La ruta de los Apalaches

Esta ruta de senderismo es tal vez la más famosa del mundo. Cruza toda la cordillera de los Apalaches, desde Maine hasta Georgia. Es un trayecto de 3.500 kilómetros que cruza 14 estados, de los cuales 154 kilómetros se encuentran en Carolina del Norte.

La ruta estatal Mountains-to-Sea

La ruta estatal Mountains-to-Sea

Esta ruta cruza casi todo el estado de Carolina del Norte, y como su nombre en inglés lo indica, va desde las montañas al mar. Comparte algunos kilómetros con la ruta de los Apalaches y otras rutas de senderismo. Se extiende por 1891 kilómetros a lo largo del estado, desde el monte Clingsman’s Dome en el oeste hasta el parque Jockey’s Ridge, en la costa este.

La ruta Tanawha

ruta Tanawha

No todas las rutas de senderismo en Carolina del Norte se extienden por miles de kilómetros. La ruta Tanawha tiene 21 kilómetros de extensión, desde el parque Julian Price hasta la montaña Grandfather. Es relativamente reciente (se inauguró en 1993), y ofrece una alternativa atractiva para principiantes.

La ruta Sauratown

ruta Sauratown

Esta ruta se encuentra casi en su totalidad en terreno privado a diferencia de la mayoría de las rutas de senderismo, que son áreas públicas. Comprende un tramo principal de 35 kilómetros y dos tramos adicionales en círculos de alrededor de 8 kilómetros cada uno. Esta ruta también es una ruta para equitación, por lo que es posible montar a caballo si se te cansan las piernas por la caminata.

La ruta del río Neuse

Esta ruta pavimentada es la más grande de su estilo en toda Carolina del Norte y en los estados vecinos, con sus 53 kilómetros. Sigue el curso del río Neuse, y está abierta tanto para peatones como para ciclistas. Es una opción también recomendada para principiantes.